Cosas divertidas: Esos malditos supositorios, invento del demonio

Esta es nuestra selección de imágenes chistosas y humor

Esos malditos supositorios, invento del demonio

enlaces patrocinados
supositorio
Cuando los medicamentos venían en esta horrible presentación…
1220066378809_f
El Supositorio es una forma farmacéutica que se introduce por el recto (actualmente también los hay vaginales, pero no son tan desagradables), de consistencia sólida y forma cónica y redondeada en un extremo. Tiene una longitud de 3-4 cm y un peso de entre 1-3 g. Cada unidad incluye uno o varios principios activos, incorporados en un excipiente que no debe ser irritante, el cual debe tener un punto de fusión inferior a 37ºC. Y si, se utiliza para provocar la expulsión de heces en personas que padecen de estreñimiento o para administrar fármacos que no toleran otra vía
guía de la correcta colocación de los supositorios


ver

Los supositorios son de uso más frecuente en los niños y por tanto son las madres las encargadas de su administración. Está muy extendida la costumbre de introducir el supositorio por la parte más afilada, para facilitar la entrada del mismo. Sin embargo esta costumbre es errónea. El objeto de afilar una parte del supositorio es que al introducirlo en el ano por la parte recortada, cuando está totalmente introducido, el esfínter anal presiona sobre la parte afilada, empujando al supositorio hacia arriba en el interior del recto, donde se encuentran los plexos venosos que se encargarán de la absorción del principio activo.
 
1212438031_f
  • Lávese muy bien las manos con agua y jabón.
  • Si el supositorio está blando, colóquelo bajo el chorro de agua fría o póngalo en el refrigerador unos minutos para endurecerlo antes de quitarle la envoltura.
  • Quite la envoltura, si la hubiera.
  • Si le dijeron que usara medio supositorio, pártalo a lo largo con un cuchillo limpio y bien afilado.
  • Si lo desea, póngase una funda digital o un guante desechable (puede adquirirlos en la farmacia).
  • Lubrique la punta del supositorio con un lubricante soluble en agua, como K-Y jelly, no use vaselina (Vaseline). Si no tiene este lubricante, humedezca la región anal con agua fría del grifo.
  • Acuéstese sobre un costado, con la pierna de abajo extendida y la pierna de arriba flexionada hacia arriba, contra el estómago.
  • Levante el glúteo de arriba para exponer la región anal.
  • Introduzca el supositorio por el extremo más ancho (la punta va hacia afuera), empujándolo con el dedo más allá del esfínter del recto. Si no lo introduce más allá del esfínter, el supositorio puede salirse.
  • Apriete los glúteos unos segundos.
  • Permanezca acostado durante aproximadamente 15 minutos para impedir que el supositorio se salga.
  • Evite defecar durante más o menos una hora para que el organismo pueda absorber el medicamento del supositorio.
  • Deseche los materiales usados y lávese muy bien las manos.
Curiosidades: Invencion de una silla que te pone los supositorios. Pinchad aquí.
 

http://www.medicinajoven.com/2009/07/el-supositorio-invento-del-demonio.html
cosasdivertidas, Actualizado en: 9:18
Escrito por: Maria

No hay comentarios:

TE GUSTARÁ

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Visítanos en Google+